Hoy es el día de la Banderita de la Cruz Roja, cuyos fondos este año van dedicados a la infancia. Desde Trucos de Mamás queremos hacer incapié en la labor que realizan y por eso queremos dar difusión a un libro que nos han hecho llegar sobre los primeros auxilios en bebés y niños.

Es muy importante concienciarnos de que cuanta más información tengamos en este sentido más rapido y mejor podremos actuar en caso de emergencia. Para ello vamos a publicar periódicamente la información que nos han hecho llegar desde Cruz Roja con este libro sobre todo haciendo incapié en aquellos aspectos que más nos preocupan a los padres como  qué hacer en caso de hemorragia, quemaduras, si el niño se intoxica o si tiene una reacción alérgica.

Hoy para comenzar hablaremos sobre las pautas que debemos seguir en caso de actuación ante una situación de emergencia (recordar que esta información está extraida del libro «Primeros auxilios en bebés y niños» editado por la Cruz Roja

En caso de emergencia son 3 los pasos que hay que dar (PAS):

1.- Proteger: tanto al niño como a uno mismo y a los demás

Antes de llevar a cabo cualquier acción hay que hacer una valoración del entorno a fin de detectar posibles riesgos que puedan afectar al niño que precisa nuestra ayuda y a nosotros mismos.

Tomar las medidas de protección adecuadas como cerrar la llave del gas en caso de escape, abrir las ventanas, tapar una sartén que ha prendido fuego etc.

En accidentes de tráfico señalizar el lugar y estacionar el vehículo en el arcén

Desconectar la electricidad antes de atender a un niño que permanece agarrado a cables o enchufes eléctricos

2.- Avisar:  alertar a los Servicios de Atención Sanitaria

Llamar al 112, único teléfono de emergencias en toda la Comunidad Europea. Es gratuito y para cualquier tipo de emergencia (policía, bomberos y ambulancia). Hay que intentar dar la localización exacta de los hechos, explicar que ha ocurrido y no colgar hasta que nos lo digan.

3.- Socorrer: al accidentado o herido

Tranquilizarse al saber que la ayuda ya está en camino y evaluar el estado del niño.

No desplace ni mueva al bebé o al niño aunque crea  que puede hacerlo, si no es estrictamente necesario o no se lo han indicado. Hay que esperar la llegada de servicios de socorro, ya que una manipulación inapropiada puede tener consecuencias muy graves.

Iremos publicando diferentes post sobre primeros auxilios en bebés y niños en próximas semanas

 

dia-banderita-cruz-roja2-360x299

El sistema FreeStyle Libre da mediciones de la glucosa de la persona diabética mediante un pequeño sensor que se coloca en el brazo, lo que simplifica la tarea de control de glucosa de la diabetes ya que desaparecen los pinchazos, y mediante la app LibreLink el usuario puede ver todos los datos de su nivel de glucosa en su smartphone.

Hoy en el blog he querido publicar esta noticia, ya que me parece muy importante para aquellas personas que padecen diabetes, y sobre todo si son niños, ya que por lo general no suele gustarles nada los pinchazos, por lo que con este sistema esto se evita.

Los laboratorios Abott han presentado una aplicación en el móvil, que unida al  sistema Free Style Libre elimina la necesidad de pinchazos rutinarios en el dedo a personas con diabetes.

El sistema consiste en un pequeño sensor de forma redonda, aproximadamente del tamaño de una moneda de dos euros, que se lleva en la parte posterior del brazo y que mide la glucosa en el líquido intersticial cada minuto. Acercando un pequeño dispositivo manual, denominado lector, se obtiene un resultado de glucosa en menos de un segundo. A esto se le llama escaneo del sensor.

diabetes

Piezas y funcionamiento del sensor FreeStyle Libre

 

Una vez recogidos los datos estos pueden leerse en su smarthpone del usuario, mediante la aplicación LibreLink, y además de su nivel actual de glusoca se ofrece diversos datos que ayudan a comprender las tendencias y patrones de su glucosa

El sensor puede ser utilizado por niños a partir de los 4 años. 

Como no soy una experta en el tema lo mejor es que si queréis saber más información visitéis su página web: http://www.freestylelibre.es/ dónde encontraréis información mucho más detallada y completa.

 

 

Muchos niños suelen sufrir otitis en invierno o durante todo el curso escolar, provocados por los mocos, ese problemilla del que ya os hemos hablado en otras ocasiones y que trae de cabeza a las mamás y papás. Pero en verano también pueden sufrir otitis u otros problemas….

La firma Oi2, especialistas en el cuidado de la audición, ha elaborado un estudio para conocer los hábitos y problemas de oídos que sufren los españoles durante el verano. Según datos de la investigación, el 86% de los españoles sufre en sus vacaciones baurotraumatismo, una patología originada por los cambios de presión, en el aire o en el agua, que ocasiona el taponamiento de los oídos.

Entre ellos, el 27% lo padece siempre que viaja en avión o en tren, el 15% siempre que nada en la piscina o en el mar, mientras que el 44% lo sufre solo de forma ocasional. Por el contrario, el 14% de los encuestados confiesa que la presión no le suele afectar en sus oídos.

 

Toma de consciencia sobre la otitis

¿Somos conscientes del riesgo que entrañan algunas enfermedades auditivas? Según datos del estudio de Oi2, la otitis es una enfermedad que afecta al 50% de los españoles, y que puede llegar a causar pérdidas de audición. En este sentido, el 59% de los encuestados comprende el riesgo que entraña padecer otitis, todo lo contrario que el 41% restante.

 

Los tapones: el gran olvidado del verano

El estudio refleja datos preocupantes sobre el cuidado auditivo en vacaciones. Según la investigación, el 44% de los españoles nunca ha usado tapones protectores para los oídos. En cambio, el 56% restante sí los utiliza cuando se expone a un ruido elevado (15%), para dormir (12%), para evitar posibles infecciones (10%), para evitar infecciones cuando se baña en piscinas con cloro (10%) y para estudiar (8%), entre otros (1%).

Aunque cada vez somos más conscientes de los riesgos que conllevan algunas de estas enfermedades, todavía queda mucho camino por recorrer en materia de consciencia sobre los daños que puede sufrir nuestro oído en verano. Los expertos de Oi2 recomiendan seguir los consejos para proteger nuestra audición, tomar las medidas necesarias para evitar y prevenir enfermedades y acudir al especialista de forma periódica para realizar una revisión auditiva.

Si tu hijo es propenso a sufrir otitis es mejor que use tapones cuando se bañe en la piscina o en el mar.

 

Cuando éramos pequeñas teníamos que esperar 2 horas exactas después de comer para bañarnos en la piscina, en el mar o en el río, para evitar un corte de digestión. Y de repente eso de dejó de tener sentido… ¿Qué pasó?

Según el doctor Luis Moreno Almazán, jefe de Servicio de Aparato Digestivo de los Hospitales Universitarios HM Montepríncipe, HM Torrelodones y HM Puerta del Sur, la propia expresión «corte de digestión» es poco acertada, ya que realmente es una «hidrocución».

¿En qué consiste la hidrocución?

Se trata de un cuadro sincopal producido por el cambio brusco de temperatura al entrar nuestro organismo en contacto con el agua fría. «No es un problema digestivo, sino cardiocirculatorio. El contacto brusco con el agua fría produce una disminución  de la frecuencia cardiaca con disminución del flujo de sangre al cerebro que puede llevar a la pérdida de conocimiento e incluso a la parada cardiorrespiratoria», explica el experto.

Una hidrocución puede estar provocada por meterse bruscamente en el agua después de, tomar el sol durante mucho tiempo, hacer ejercicio físico intenso, realizar una comida copiosa, tomar algunos psicofármacos.

Los síntomas de una hidrocución son cefalea, palidez, náuseas, vómitos, mareo, visión borrosa, pérdida de conocimiento (en casos graves) y parada cardiorrespiratoria (en casos extremos).

«La medida más eficaz para prevenir una hidrocución es no zambullirse de golpe, sino entrar poco a poco en el agua mojando los pies, las muñecas y la nuca, así como evitar la exposición prolongada al sol o comer mucho antes de meterse en el agua», según el doctor Moreno Almazán.

Cómo actuar ante una hidrocución

Se debe salir inmediatamente del agua y, en casos graves, avisar a los servicios de emergencia. Si el paciente está inconsciente pero respira, hay que acostarle de lado. En caso de parada cardiorrespiratoria, hay que realizar las maniobras de reanimación cardiopulmonar.

El experto concluye afirmando que sí está permitido el baño después de comer. Aunque es recomendable siempre meterse poco a poco, sobre todo si el agua está muy fría y en cambio la temperatura exterior es muy elevada. Hay que evitar siempre esos contrastes repentinos.

 

¿Sabes cómo proteger la vista de los más pequeños?

El verano está a la vuelta de la esquina y con él llegan las vacaciones, salidas al campo, piscina o  playa, lugares dónde los niños están expuestos al sol mucho más tiempo que en otras épocas del año, provocando situaciones que, a la larga,  pueden perjudicar su salud ocular.

Tenemos que tener en cuenta que las radiaciones solares son perjudiciales durante todo el año, pero es en verano cuando se agravan los daños que nos pueden causar. Además existen muchos falsos mitos que hay que desterrar rápidamente como el que si los niños están debajo de la sombrilla están exentos de los rayos del sol (bajo la sombrilla se mantiene un 35% de la radiación solar);  que el uso de gorra es suficiente (no les protege suficiente de rayos directos y periféricos) o que las gafas que se compran en los puestos de la calle protegen igual que las compradas en una óptica (esto supone un grave peligro ya que al no estar homologadas no ejercen la protección necesaria para los ojos).

El amanecer y el atardecer : horas más perjudiciales para la vista

Uno de los mitos más instaurado en la creencia popular es que la luz más dañina es la que se produce al medio día. Esto es una verdad a medias, ya que si que es así en el caso de la exposición de la piel, pero con los ojos pasa lo contrario: los rayos UV más perjudiciales para la vista los encontramos en mayor medida al amanecer y al atardecer, por lo que aunque creamos que la intensidad de la luz es menor,  no debemos dejar de proteger nuestros ojos y los de nuestros hijos en este momento del día.

Pasa lo mismo con los días nublados; creemos que no necesitamos protección, pero los rayos UV pueden atravesar las nubes y siguen siendo peligrosos para nuestros ojos.

En el caso de los niños esto es muy importante, ya que el filtro del cristalino no termina de desarrollarse hasta los 12 años de edad, por lo que todo lo que la córnea no filtra acaba pasando a la retina. Todos estos rayos se van acumulando y a la larga puede provocar enfermedades como fotoqueratitis (aparición de úlceras en la córnea) e incluso cataratas.

Cómo saber si estamos protegiendo a nuestros hijos correctamente

La fundación Alain Afflelou ha lanzado una campaña para que los padres nos concienciemos de lo importante que es proteger los ojos de nuestros hijos, y para ello ha elaborado un pequeño test en el que podemos comprobar si realmente hacemos lo adecuado o si, por el contrario, tenemos que tomar medidas para protegerles. Descubre si estás protegiendo a tus hijos de los rayos dañinos del sol.

Estamos sorteando un kit de gafas + protección solar ¿Te apuntas? pincha aquí http://trucosdemamas.com/sorteo-10-kits-proteccion-solar-gafas-homologadas-crema/

 

Entre las recomendaciones que da la Fundación Afflelou se encuentran:

protección solar No exponer directamente al sol a los menores de 12 meses

protección solarUtilizar gafas de sol aunque el día esté nublado. 

protección solarUsar sombrero y gafas siempre que los niños vayan a estar en contacto con el sol. En la playa esto es prioritario ya que la arena blanca refleja hasta el 15% de radiación solar. 

protección solarComprar las gafas en establecimientos autorizados y bajo la supervisión de un experto

Protecci+¦n solar infantil (4)

Es importante que se utilicen gafas homologadas cuando se vaya a estar en contacto directo con el sol, como en playas, piscinas o en el campo

 

Lo que está claro es que cada vez tenemos que estar más concienciados de los peligros de tomar el sol, tanto para la piel como para los ojos, y que si empezamos desde ya a usar este tipo de protecciones nuestros hijos se acostumbrarán a protegerse desde pequeños y evitarán enfermedades en el futuro.

 

Llega el verano y muchas familias envían a sus hijos a algún campamento de verano, muchas veces porque no tenemos dónde dejarles y otras para que tengan nuevas experiencias y se diviertan. Pero además las actividades que se suelen hacer en los campamentos, aunque muchas veces no nos demos cuenta, van a servir para potenciar las inteligencias múltiples que tienen nuestros hijos.

Para saber en qué sentido influyen los campamentos en nuestros hijos fuimos invitadas a una jornada organizada por la tienda de material deportivo Decathlon y en la que descubrimos que allí los más pequeños pueden potenciar cualidades que no son desarrolladas durante el curso actual.

Una de las inteligencias múltiples de las que hablaba Howard Gardner y que más se potencian en los campamentos es la inteligencia naturalista, que es la que está relacionada con la observación y clasificación del mundo animal, reconocimiento del mundo que nos rodea, amor por la naturaleza y los animales. Hay que tener en cuenta que muchos de los campamentos de verano a los que acuden nuestros hijos se hacen en el campo, y que muchos de ellos habitualmente no tienen contacto con los animales ni con la naturaleza ya que viven en las grandes ciudades. El contacto con la naturaleza hará que muchos de ellos descubran animales y plantas que no han visto nunca y fomentar y hacer crecer en ellos el amor por la naturaleza y los animales. 

 

niños campo flores

La inteligencia naturalista es una de las principales que se potencian cuando nuestros hijos van de campamento.

 

Otras inteligencias como la ligüística, lógico-matemática, o incluso la musical son trabajadas en el aula a lo largo de todo el año, pero otras muy importantes como la espacial o la corporal cinestésica puede que no se trabajen tanto por la configuración del sistema educativo (por ejemplo los niños no cuentan con muchas horas de educación física). Juegos como la interpretación de mapas, o actividades físicas de todo tipo hacen que los niños desarrollen estas habilidades a la vez que se divierten. Mi experiencia personal en este sentido me ha corroborado que esto es así, ya que después de venir del campamento mi hijo realizaba con más soltura movimientos que antes le costaba más realizar y tenía más coordinación.

Lo mismo ocurre con las inteligencias intrapersonal e interpersonal, lo que se denomina inteligencia emocional, y que tienen que ver con la manera que todas las personas nos relacionamos con nosotros mismos y con los demás. En los campamentos se realizan juegos en los que los niños muchas veces tienen que intentar dar lo mejor de sí mismos y relacionarse con los demás, fomentando el espíritu de ayuda y de trabajo en equipo que les servirá, por ejemplo, cuando tengan que presentar proyectos realizados por varias personas o cuando comiencen su vida laboral. Igualmente muchas amistades futuras se fraguan en este tipo de lugares, en los que se relacionan niños de diferentes lugares, con lo que cada uno puede aportar a los demás conocimiento de otras culturas.

Así mismo en los campamentos los niños tienen que hacer muchas cosas solos (vestirse, asearse, ocuparse de sus pertenencias), con lo que es un punto de partida para instaurar hábitos que todavía no tienen fijados y también para empezar a darles más autonomía y que se den cuenta de que son capaces de realizar muchas cosas por sí mismos, aspecto muy importante para la autoestima.

Lo que está claro es que los campamentos de verano constituyen una alternativa ideal para pasar unos días de verano que los más pequeños disfrutarán y no olvidarán en mucho tiempo. Si habéis pensado mandar a los niños a uno de ellos Decathlon nos ha facilitado algunos artículos y complementos (junto con los precios) que se pueden encontrar en sus tiendas esta temporada.

 

DP Campamentos-8 DP Campamentos-10 DP Campamentos-11

 

 

El ejercicio físico ha demostrado ser un ‘tratamiento’ eficaz para mejorar la calidad de vida no sólo en los niños sanos, sino también en los que padecen enfermedades como la fibrosis quística o cáncer. Según los resultados de un estudio reciente en niños con leucemia linfoplástica aguda, la incorporación del ejercicio físico a la terapia mejora su condición física entre un 15 y un 20%. Lo mismo ocurre con niños con fibrosis quística, quienes ven reducida su posibilidad de ingreso en un 10%.

Así lo han asegurado expertos de la Asociación Española de Pediatría (AEP) durante la Mesa Redonda del Comité de Actividad Física de la AEP celebrada en Zaragoza en el marco de la presentación del proyecto norteamericano Exercise is Medicine. Una iniciativa internacional para potenciar la prescripción de ejercicio físico como parte de la prevención y tratamiento de enfermedades.

Según ha explicado el doctor José Antonio Casajús, miembro del Comité de Actividad Física de la AEP y coordinador del programa Exersice is Medicine en España, los beneficios que aporta el ejercicio a los niños con fibrosis quística o cáncer son «indiscutibles. Por lo general, existe un exceso de sobreprotección hacia estos niños. Sin embargo, las evidencias científicas demuestran que haciendo ejercicio mejoran su calidad de vida”. Los datos demuestran que “incluir la actividad física dentro de las necesidades terapéuticas de estos pacientes reduce los efectos secundarios de la medicación. Es necesario concienciar a los profesionales que tratan diariamente con ellos para que apliquen este nuevo enfoque».

“Es esencial que todos los profesionales involucrados en la salud y la educación del niño sean conscientes de la importancia del ejercicio físico como herramienta terapéutica, eficaz en la prevención y el tratamiento de enfermedades prevalentes que provocan morbi-mortalidad en la población” – señala el doctor Gerardo Rodríguez, coordinador del Comité de Actividad Física de la AEP. – “Hay que tener en cuenta que muchas enfermedades que comienzan en el niño se complican a lo largo de la edad adulta, como las ocasionadas por la obesidad o la mala salud ósea”.

Los pediatras advierten de que la obesidad es una causa predominante de enfermedad crónica entre los niños españoles, afectando a 3 de cada 10 niños menores de 5 años, “la cifra se ha triplicado en los últimos 30 años y el sedentarismo han contribuido notablemente a su incremento”, destaca el doctor Rodríguez.

Según datos oficiales, cerca del 12% de los niños españoles con edades comprendidas entre los 5 y los 14 años no realiza ejercicio físico. Una tendencia que no solo afecta a la infancia, sino que continúa al alza en la vida adulta llegando a superar el 45% de personas sedentarias entre los 15 y los 24 años de edad.

Con el fin de prevenir y mejorar la calidad de vida en la infancia, el Comité de Actividad Física ha desarrollado una serie de pautas dirigidas a pediatras, educadores de actividad física e investigadores del campo, enfocadas a afianzar la realización de actividad física como pilar fundamental en la prevención y tratamiento de enfermedades.

Entre los consejos generales del Comité para niños sanos se encuentra la realización diaria de una hora de actividad aeróbica con intensidad moderada o alta, y varios ejercicios de fuerza de forma semanal.

Cuando los niños van creciendo e introduciéndose poco a poco en la sociedad, se van enfrentando a nuevos retos y cuestiones que hay veces que los padres no sabemos como afrontar. En este caso es importante que, desde muy pequeños, les vayamos enseñando lo importante que es que en ciertas cuestiones mantengan sus ideas y no se dejen guiar por otras personas si no están de acuerdo con lo que están haciendo.

La asertividad ( o saber decir que no)se puede aprender con el tiempo.Casi todos seguro que hemos pasado por alguna situación en la que, por no decir que no, luego nos hemos sentido mal o ha tenido implicaciones negativas para nosotros, por eso es importante enseñar a los niños que muchas veces no es malo decir «NO».

Normalmente las personas que no saben decir no son más tímidas, tienen miedo al rechazo social o quieren agradar a toda costa, lo que hace que realicen acciones que muchas veces les perjudican.

Gracias a la plataforma Boolino ha caído en nuestras manos el libro «Ana aprende a decir NO», en la que la pequeña Ana vivirá una aventura, por no decir que no,  que supondrá una serie de implicaciones que no le gustarán nada. 

IMG_20160112_163254_078

Ana es castigada por hacer algo con lo que no estaba de acuerdo porque no supo decir «NO» a tiempo

El libro «Ana aprende a decir NO«, de la editorial Salvatella, se engloba en una colección de títulos en los que se encuentran «¿Drogas? ¿Y eso qué es?» o «Si no como, no engordaré ¿no?, que pretende explicar a los niños, de una manera más cercana, cuestiones a veces difíciles de explicar por los padres, como el tema de las drogas, la anorexia o, en este caso, las implicaciones que tiene el hacer algo que no está bien  por agradar a los demás.

Este libro está dirigido a niños mayores de 8 años, es muy fácil y rápido de leer y fácil de entender para esa edad.

El libro lo leyó mi hija que casi tiene 8 años y lo entendió perfectamente; además ella relacionaba el episodio que le pasa a la protagonista con algunos similares (no con unas consecuencias negativas) que le habían pasado en el colegio, por lo que lo vio más cercano y real a sus vivencias diarias.

 

 

 

 

La OCU advierte de la proliferación de bacterias resistentes a los antibióticos debido al mal uso que se ha hecho de ellos en los últimos años. La pérdida de eficacia de estos medicamentos claves en el manejo de las infecciones constituye hoy por un hoy un gran problema global de salud pública. Un artículo, sobre este tema, publicado en la revista OCU Salud del mes diciembre analiza esta importante cuestión.

 

OCU señala que cada vez se dan más casos  de infecciones por bacterias que no responden a los tratamientos tradicionales. Es lo que se conoce como resistencia bacteriana: gracias a las mutaciones las bacterias son capaces de sobrevivir a los antibióticos. Este problema creciente dificulta la lucha contra muchas infecciones hasta  ahora fácilmente curables y en el mundo empieza a ser una gran preocupación.

Según el Centro Europeo para el Control y Prevención de Enfermedades (ECDC) y la Agencia Europea de Medicamentos (EMA), cada año mueren en Europa 25.000 personas como consecuencia directa de infecciones por bacterias multirresistentes a los antibióticos. Las infecciones multirresistentes, además generan un impacto económico añadido por cuidados hospitalarios de 1.500 millones de euros extra al año.

Para OCU una de las razones que favorecen estas resistencias es el mal uso y el abuso que se está haciendo de los antibióticos. OCU recuerda que su uso va más allá de las infecciones del ser humano y de los animales, y  se emplean en otros ámbitos menos conocidos, como la ganadería e incluso la agricultura, para prevenir posibles enfermedades de animales y cultivos.

En medicina humana, un mal diagnóstico o una prescripción inadecuada son ejemplos de uso indebido. Además, incluso si el medicamento es necesario, no siempre se utiliza correctamente: no tomar la dosis exacta prescrita o interrumpir el tratamiento antes de tiempo son comportamientos frecuentes y que contribuyen a la generación de bacterias resistentes. En el ámbito hospitalario la cuestión se complica ya que el uso de estos fármacos es masivo: está demostrado que las resistencias son más frecuentes en microorganismos adquiridos en hospitales que fuera de los mismos y además las mayores tasas de resistencias se producen en las áreas donde más uso se hace de antibióticos.

España es con diferencia uno de los países europeos donde el consumo de medicamentos es mayor y dónde hay un mayor número de resistencias bacterianas a los antibióticos.

Además de medidas para preservar la eficacia de los fármacos que ya existen, la industria farmacéutica tiene un papel fundamental ya que apenas salen fármacos innovadores en este campo y la vida útil de los actuales antibióticos es corta. Por ello es primordial favorecer la investigación para desarrollar nuevos medicamentos. Está es una de las razones por las que OCU participa  en la campaña “No es sano” (www.noessano.org), que reclama, entre otras cosas, la revisión del modelo de innovación farmacéutica para que responda a las necesidades reales de la población.

OCU insiste en que la solución debe ser global: la resistencia antibiótica no entiende de fronteras. Para ello hace una serie de peticiones a los diversos agentes implicados:

A los usuarios:

  • Tomar antibióticos solo bajo prescripción medica
  • Completar siempre el tratamiento de acuerdo a las instrucciones del médico
  • No compartir medicamentos
  • No guardar los medicamentos que hayan sobrado de un tratamiento anterior

 

A los profesionales sanitarios:

  • Mejorar la prevención y el control de infecciones
  • Recetar antibióticos solo cuando sean realmente necesarios
  • Informar a los pacientes de forma adecuada
  • Tener formación actualizada y objetiva, no sesgada como la que ofrecen a menudo los laboratorios farmacéuticos para proteger sus intereses

 

A las autoridades Sanitarias:

  • Realizar un seguimiento eficaz de la resistencia antibiótica
  • Regular y promover un uso adecuado de los medicamentos y vigilar el consumo
  • Hacer públicos los datos de resistencias bacterianas en los hospitales del SNS

 

A la industria Farmacéutica:

  • Fomentar la investigación y el desarrollo de nuevos fármacos
  • Facilitar el intercambio de información

Estamos en plena campaña de vacunación de la gripe, y son muchas las mamás que me preguntan acerca de la vacuna de la gripe en el embarazo. ¿Se puede poner? ¿Le pasará algo al bebé? ¿Me la recomiendas? Y cómo he podido comprobar que es una duda bastante común, me he dispuesto a solucionárosla.vacuna embarazo

Lo primero que hay que tener en cuenta es que durante el embarazo, lo más idóneo es tomar cuántos menos medicamentos mejor y que siempre que se vaya a utilizar algún fármaco hay que valorar el riesgo-beneficio, es decir debe suponer un beneficio real para la mamá el consumir el medicamento/vacuna.

Leer más