,

POST INVITADO: CÓMO ELEGIR LA CREMA SOLAR PARA TU BEBÉ

La piel de los bebés es tremendamente sensible, por eso hay que cuidarla y protegerla con cremas específicas. No vale usar las cremas que te aplicas tú en tus hijos. El post invitado hoy nos llega de la mano de Farmacia GT, que nos cuenta qué crema debes usar para tu bebe en cada momento.

 

Cremas para bebés

Cuando nos convertimos en padres nos surgen miles de dudas sobre cómo proteger a nuestros hijos para que no sufran ningún daño. El sol nos preocupa y obviamente la piel de nuestros pequeños debe estar bien protegida porque es más sensible que la nuestra.

Si la exposición al sol puede provocar quemaduras a un adulto en el caso de no haberse protegido con una buena crema solar, los daños que pueden sufrir los niños son aun mayores, ya que la piel de los bebés y de los niños es muy fina y delicada y no está acostumbrada a las agresiones del sol.

 

Tipos de cremas para bebés

En el mercado podemos encontrar muchas cremas, para distintos tipos de piel y distintos problemas. No solo encontramos las cremas de protección solar sino que podemos adquirir cremas para uso diario como hidratantes de la piel, o cremas para prevenir o curar las irritaciones del pañal, entre muchas otras.

Si tu hijo tiene la piel atópica en la farmacia tienes muchas cremas que te pueden ayudar a solucionar su problema. Consulta con los profesionales sobre las últimas novedades y pide muestras para probar las diferentes fórmulas en la piel de tu bebé.

Algunas le harán mejor que otras, y es que cada tipo de piel es diferente, y por eso, es importante utilizar las cremas específicas para cada tipo de piel.

 

Protector solar en crema para bebés

En cuanto a los protectores solares, lo más importante es elegir el factor solar más alto. El más recomendable para los bebés y niños pequeños es el factor 50.

Ten en cuenta que si las cremas solares son específicas para bebés no contendrán ningún tipo de alcohol ni productos irritantes por lo que es altamente recomendable que utilices una crema específica para tus hijos. La diferencia con las cremas normales es que no contienen productos irritantes, no están perfumadas y suelen tener un toque de color que te ayuda a comprobar dónde le has dado crema y donde no.

Todas son o deberían ser, resistentes al agua, y cuando están sumergidos en el mar o en la piscina, puedes ver perfectamente la crema en su piel.

No obstante para bebés menores de seis meses no se recomienda el uso de cremas, ya que su piel es aun más sensible.

La mejor protección solar es evitar la exposición al sol, sobre todo en las horas centrales del día o en lugares donde pueda haber algún tipo de reflejo que pueda dañar no sólo la piel sino la vista de nuestros hijos. Pero si no te queda más remedio, protege a tu pequeño con una crema específica para su edad y su tipo de piel.

Las cremas más adecuadas ara la piel de nuestros hijos son las llamadas de amplio espectro que bloquean los rayos UVA y UVB. Nunca utilices un factor de protección solar inferior a 30 para tus hijos.

Recuerda aplicar la crema al menos 30 minutos antes de la exposición al sol y  cubrir todo el cuerpo de tu hijo con la crema de protección solar. Lo más adecuado es renovar cada dos horas la crema, y comprobar tras cada baño si necesita un poco de refuerzo en alguna zona.

Si vas a la playa o a la piscina, y el día está nublado, no te confíes, pues los rayos solares atraviesan las nubes al igual que el agua, las ventanas, etc., por lo que debes aplicar el protector solar de la misma forma que si el día fuera soleado.

 

AfterSun en crema para bebés

Al igual que los adultos nos aplicamos un aftersun tras un día de exposición al sol en la playa o en la piscina, los niños tienen sus cremas aftersun específicas para la piel más delicada.

Cuando volvemos de la playa o la piscina, y bañamos a nuestros hijos para retirar la sal o el cloro, debemos aplicar un aftersun en crema específico para bebés o niños, que calme e hidrate su piel.

Incluso podemos encontrar alguno que incluye en su composición repelente para mosquitos.

Lo más importante es cuidar la piel de nuestros hijos de las posibles agresiones solares. Está en nuestra mano protegerles y educarles para que se protejan.

 

 

1 comentario
  1. María
    María Dice:

    Artículo muy interesante de cara al verano! Siempre me preocupo que mis hijos lleven la protección más efectiva para que puedan disfrutar de la playa y yo estar tranquila.

    Un saludo!

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario