CÓMO PONERSE EN FORMA PARA EL VERANO CON LA PLATAFORMA DE AVIVA VITAL

3

He de reconocer que desde que soy madre tengo una asignatura pendiente: cuidar de mí misma y ponerme en forma. Siempre me ha gustado mucho hacer deporte y cuidar mi alimentación y hasta que fui madre lo hacía de una manera regular. Pero luego, sobre todo tras el nacimiento de mi segundo hijo,  todo cambió: casi no hago nada de deporte y sobre todo me preocupa más el tema de la comida, ya que lo de la “dieta sana” ya hace mucho tiempo que no lo practico.

Muchas veces pienso que esto tiene que cambiar y que tengo que volver a mis rutinas saludables, pero ¿cómo conseguirlo?. La solución me la dio hace unas semanas  “Aviva Vital“, una nueva plataforma multidispositivo que ofrece un entrenamiento y dieta personalizado para cada usuario, lo que es lo más parecido a tener un entrenador personal y un nutricionista a nuestro servicio para que empecemos a cuidarnos.

Una vez que nos inscribimos en la plataforma tendremos que empezar a rellenar nuestro perfil para que el programa empiece a adecuar tanto el ejercicio como la dieta a nuestras necesidades: edad, peso, o morfología son algunas de las cuestiones que deberemos contestar.

 

1

Al comenzar a utilizar la plataforma nos pedirán una serie de datos como la edad, peso o morfología que conseguirán que el programa de ejercicios y la dieta se adecuen a nuestra situación.

 

Una vez pasada esta fase comienza verdaderamente nuestro reto ¿qué queremos conseguir?. El programa nos ofrece cuatro alternativas según nuestras capacidades y gustos: Bajar peso, Running, Vida activa y Ponerse en forma. Yo en este caso he elegido la opción “Ponerte en forma”, dirigida a personas a las que les gusta el deporte y lo practican regularmente. Tanto las actividades que nos van proponiendo como el menú para la dieta tendrán relación con la elección que hayamos escogido.

“Poniéndonos en forma”

Una vez pasada la pantalla el programa me vuelve a hacer una serie de preguntas para evaluar mi condición física (cuánto tardo en correr 3 kilómetros, cuánto ejercicio practico a la semana etc.) Además debo escoger entre las diferentes opciones de una lista (fuerza, cardio y compensatoria) la actividad que quiero elegir. Hay que decir que el tipo de actividad que nos va a seleccionar el programa se va a adaptar totalmente a nuestras necesitades y gustos. Por ejemplo, en este caso yo he elegido actividades que me se pueden realizar en casa o en la calle, como un circuito de fuerza sin material o “power walking” (andar deprisa).

Una vez finalizados mis gustos el programa saca mi resultado: tengo 8 semanas para ponerme en forma. Durante estas semanas lograré bajar mi porcentaje de grasa y aumentar mi musculatura.

 

3

Bajar peso, Running, Ponernos en forma o Vida Activa son los cuatro objetivos que podemos personalizar.

 

Ya teniendo activado  el programa aparece la planificación de ejercicios prevista para la semana que viene. Os voy a poner lo que “me ha tocado hacer” durante esta semana:

 

1ª Semana de programa

Dia 1. Circuito sin material: vienen un montón de ejercicios que tengo que hacer en casa: abdominales, remo, sentadilla..y otros de los que no he oído hablar nunca. Afortunadamente cada uno de los ejercicios viene con un vídeo explicativo de cómo realizarlos con lo que, además de hacerlo correctamente, evitaremos lesiones.

 

4

Todos los ejercicios vienen explicados en formato vídeo para evitar que los hagamos de una manera errónea.

En cada ejercicio aparece también las series que tengo que hacer y el tiempo empleado.  Aprovecho cuando los niños se van a la cama y en media hora lo he terminado.

Día 2: Pilates: el martes toca una clase de Pilates. Esta dura unos 40 minutos y acabo mucho más agotada que en la primera sesión, y eso que yo creía que el Pilates era más “light”. Igualmente aprovecho a hacer los ejercicios cuando los niños se han ido a la cama. Aunque dicen que no es apropiado hacer ejercicio antes de irnos a la cama porque nos activamos más, es el único momento que he encontrado para hacerlo. He de decir que esta clase me ha gustado bastante, se me ha hecho muy amena y la profesora explica muy bien los ejercicios.

Dia 3: Andar deprisa: el tercer día es más complicado ya que tengo que sacar 40 minutos para ir andando deprisa: 10 minutos en un ritmo que pueda hablar con dificultad y media hora más deprisa con un nivel que solo pueda hablar mediante monosílabos. Decido dejar el coche e ir a recoger a los niños andando, pero eso solo me lleva 20 minutos andando, así que ese día solo he cumplido la mitad del objetivo.

Día 4: Descanso

Día 5: Pilates: hoy tocaba Pilates y algunos ejercicios no los he podido realizar porque necesitaba una goma elástica, que no tenía. Ya se qué pedirme para el día de la madre. Al igual que la clase anterior me han parecido ejercicios muy sencillos, asequibles a todo tipo de personas y sobre todo que al hacerlos en casa ahorro mucho tiempo

Día 6: Circuito Deva: en este circuito encuentro ejercicios como crunch, saltos laterales o plancha. Al igual que el primer día solo tardo unos 30 minutos en realizarlo.

Día 7: Descanso

Una de las cosas más útiles que he visto en el programa es que puedo adaptar día a día mi entrenamiento a lo que quiera. Por ejemplo, las personas que vayan al gimnasio pueden cambiar su entrenamiento por “sala de fitness” o  si preferimos una clase en la que nos vayan indicando lo que tenemos que hacer cambiarlo por “clases dirigidas”.

 

 

Ponerse en forma

El programa permite cambiar en todo momento la rutina de entrenamiento pudiéndose adaptar a nuestros gustos.

 

Y ahora toca dieta…

Para mí, más difícil que el ejercicio ha sido seguir la planificación de comidas propuesta por el programa. Y no porque no me gustasen las alternativas que me daban, sino porque para mi resulta complicado ir a comprar y hacer la comida para cada día. En casa somos 4 y solo tengo que hacer comida para mí, con lo que siempre como cualquier cosa rápida: algo de fiambre, una ensalada, o si tengo suerte algún tupper que me trae mi madre con comida casera.

Además tengo la costumbre de comer chocolate o algún bollo después de cenar, un mal hábito que, he de reconocer, esta primera semana no me he podido quitar.

 

5

El programa te elabora un menú y al lado de cada plato pone un simbolito de aprobación y desaprobación. Según vayamos dándole un “like” o un “dislike” el programa va cambiando los platos y poco a poco se va haciendo una idea de nuestros gustos, con lo que nos irá ofreciendo alternativas que nos gusten más.

Por ejemplo: en el desayuno me aparece café con leche semidesnatada. Si le doy a “no me gusta” me aparece una pantalla en la que me pregunta si quiero eliminar ese plato de mi dieta o si quiero incorporarlo con poca frecuencia. Además me aparece un desplegable para que pueda elegir una alternativa a ese “café con leche semidesnatada” como café solo, café con leche desnatada y sacarina o leche con cacao.

Otra cosa muy importante del programa es que va adaptando el menú y las calorías que tenemos que consumir a la actividad que realizamos. Por ejemplo, algunos domingos salgo a correr una hora. Pues bien, el programa permite añadir ese ejercicio al día en el que estamos y al momento añade unas 300 calorías extra a la dieta que debo consumir.

 

Ante todo: Motivación

El tercer pilar de esta plataforma se llama “Comunidad” y creo que aquí puedo encontrar parte de la motivación que me hace falta. Periódicamente se van publicando retos en los que podemos participar como “Actívate cada mañana” (que consiste en correr 20 minutos 3 días a la semana por la mañana) o uno al que me he apuntado “Cero excesos durante 15 días”. Ya os contaré como lo acabo, por lo pronto antes de apuntarme me he comido medio cuerno de chocolate porque creo que va a ser difícil resistir la tentación.

 

Otras funciones

Además de lo que os he contado anteriormente el programa Aviva Vital cuenta con calculadoras de grasa, IMC, test de valoración física, zonas de entrenamiento o calculadora de ritmos. También cuenta con vídeos de rehabilitación en los que podemos aprender ejercicios para rehabilitar una torcedura de tobillo, la fascitis plantar o la rodilla del corredor y permite incorporar datos de otras aplicaciones móviles como Strava o Runkeeper.

 

El programa Aviva Vital es gratuito para todos aquellos clientes de los seguros de vida Aviva y permite dar de alta de una manera gratuita al titular y a dos familiares más. Este tipo de seguros además de proteger a la familia del titular de la póliza pretende crear en toda la familia una serie de hábitos saludables para que la persona pueda disfrutar de una manera más saludable de su vida.

Actualmente podemos acceder a esta plataforma (siempre que seamos clientes de Aviva seguros) a través de cualquier dispositivo móvil, tablet o Smart TV, y estará disponible en el mes de mayo en formato app, lo que permitirá que se puedan sincronizar directamente los datos del usuario si este lleva pulseras fit o relojes inteligentes, con lo que la información que facilite será mucho más precisa.

Así mismo en un futuro incluirá dietas más personalizadas para veganos, hipertensos etc.

 

Mi experiencia

Tras una semana utilizando el programa (realmente empecé el programa hace 15 días pero la primera semana tuve que abandonar a causa de una gastroenteritis) me ha sorprendido gratamente y sobre todo me ha dado la motivación que necesitaba para comenzar a cambiar mis hábitos (sobre todo alimenticios).

En cuanto a los ejercicios he realizado casi al completo la rutina, pero en la dieta todavía tengo muchas cosas que mejorar, aunque al menos me ha servido para darme cuenta de lo mal que he estado comiendo los últimos años.

La rutina de ejercicios y dieta dura 8 semanas y se que va a ser complicado (ahora se aproxima Semana Santa y las torrijas sobrevuelan mi casa), aunque sé que si algún día me paso con el dulce puedo compensarlo con ejercicio.

Dentro de 8 semanas os cuento el final de esta aventura que pinta muy bien!!!

 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario