TDAH: LO QUE NO SABES SOBRE ESE NIÑO REVOLTOSO Y DESOBEDIENTE...  Foto de %title

Lo has visto en los restaurantes, él es el niño que molesta a los otros clientes. El primer día de clases, él es el niño en la clase de su hijo que se mueve por todos lados y no para de molestar a los demás, y piensas, por favor, que no se siente al lado de mi hijo. Nuestro post invitado viene hoy de la mano de la web http://www.sicologiahoy.com donde profesionales en psicología responden a las preguntas que más nos preocupan a los padres sobre este tema. 

 

 

 

¿Es culpa de los padres?

 

Déjame decir que probablemente no. La mala crianza de un niño puede ser la causa de un comportamiento desobediente, pero existen muchos casos dónde hay una razón subyacente para su comportamiento.

¿Por qué se comporta así?

 

Es probable que conozcas ese tipo de niño, el que habla en voz alta sin parar, el que interrumpe todas las conversaciones de adultos, el que le causa vergüenza a sus padres, el que está hiperenfocado en la pantalla del televisor, el que lanza su juguete al aire repetidamente, como si una fuerza magnética lo obligara a hacerlo.

 

Si realmente piensas que la razón por la que él es así es culpa de los padres estás equivocada.

 

Él es diferente. Eso es fácil de ver. Y no de una manera mala. El niño puede ser increíblemente brillante, creativo, trabajador y divertido. Y puede crecer para sacar provecho de sus fortalezas y aprender a manejar sus problemas y dificultades.

 

Pero él es diferente de la mayoría de los niños, y esto es porque probablemente tiene TDAH.

Síntomas de TDAH en niños

 

A continuación listamos los síntomas más comunes en estos niños:

 

  • Tiene problemas para mantenerse enfocado, se distrae fácilmente o se aburre con una tarea antes de que se complete
  • Parece que no escucha cuando se le habla
  • Tiene dificultad para recordar cosas y seguir instrucciones, no presta atención a los detalles o comete errores por descuido
  • Tiene problemas para mantenerse organizado, planificar por adelantado y terminar proyectos
  • Frecuentemente pierde o extravía la tarea, libros, juguetes u otros artículos

Signos de hiperactividad

 

El signo más obvio de TDAH es la hiperactividad. Mientras que muchos niños son naturalmente muy activos, los niños con síntomas hiperactivos siempre se están moviendo.

 

Pueden tratar de hacer varias cosas a la vez, saltando de una actividad a la siguiente. Incluso cuando se ven obligados a permanecer quietos, lo cual puede ser muy difícil para ellos.

 

Síntomas de hiperactividad en niños:

 

  • Constantemente se inquieta
  • Tiene dificultad para sentarse, jugar tranquilamente o relajarse
  • Se mueve constantemente
  • Habla excesivamente
  • Puede enojarse fácilmente

 

Mitos del TDAH

 

  1. El TDAH es causado por una mala crianza

 

La verdad es que el TDAH es una condición neurobiológica. No es causado por la falta de reglas, estructura o límites. No es causado por la cultura.

 

Es, de hecho, causado por nuestros cerebros. Aquellos con TDAH tienen el cerebro conectado de forma un poco diferente. En nuestra corteza prefrontal reside nuestra función ejecutiva; esta es una parte del cerebro que está involucrada con la organización y la autogestión.

 

En los escáneres cerebrales de niños con TDAH, existen diferencias reales. El tamaño del cerebro puede ser hasta un 5 por ciento más pequeño y los niveles de dopamina son más bajos. También hay una gran conexión genética. La investigación indica que cuando los padres tienen TDAH, sus hijos tienen un riesgo de 70 a 80 por ciento de tenerlo también. Los niños con TDAH generalmente tienen un familiar cercano con TDAH. No podemos elegir nuestros genes.

 

  1. El TDAH no existe

 

Este es el segundo peor de los mitos. No solo tiene malos padres, sino que el nió es simplemente un mal chico. Él no escucha. Él no le presta atención a sus maestros. A él no le importa lo que dice nadie. Él no cree que las reglas se apliquen a él. Él es indisciplinado.

 

El TDAH es una condición que afecta cerca de 5% de niños. Los estudios han encontrado números similares en 30 países. La verdad es que hay una gran cantidad de investigaciones que establecen claramente que el TDAH es una condición tan real como neurobiológica.

 

Puedes encontrar más información de las causas, diagnóstico y tratamiento aquí.

 

  1. No se puede hacer nada sobre el TDAH

 

Este es el mito más peligroso de todos, y uno que muchos padres resienten profundamente. Muchas personas piensan que sus opciones se limitan a  medicamentos, o que tienen que vivir con el caos que el TDAH crea en la familia.

 

Ese es un mito que simplemente no es cierto. Existe una amplia gama de opciones de apoyo efectivas disponibles, quizás la más importante es la capacitación y el apoyo de los padres.

 

El entrenamiento y la capacitación pueden ayudarlo a aceptar la situación y aprender a sobrellevarla, y lo hacen responsable de sus acciones. En un principio sólo sobrevive, luego podrá prosperar. Todos pueden aprender las habilidades que necesitan estos niños para manejar, y para ayudarse a sí mismo.

 

A pesar de ser uno de los trastornos mentales más comunes que se desarrolla en los niños, el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH) sigue siendo un trastorno mal entendido.

 

Puede afectar a cualquiera, pero es más común en hombres. Hasta hace unos 20 años, el TDAH no se reconocía como un trastorno que persiste hasta la edad adulta, lo que significa que millones de adultos con el trastorno aún no han sido diagnosticados oficialmente.

 

Puedes ver más detalles en http://www.sicologiahoy.com/

 

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.