LA VACUNA CONTRA LA MENINGITIS B SERÁ INCLUIDA EN EL CALENDARIO DE ALGUNAS CCAA  Foto de %title

La vacuna contra la meningitis B Bexero, será incluida en los próximos calendarios de vacunación de la comunidad de Castilla y León y Canarias. Una excelente noticia para pediatras y padres ya que, el coste de esta vacuna suele rondar los 300 euros.

Como muchos ya conoceís, las consecuencias de la meningitis tipo B las pudimos vivir en nuestro entorno familiar. Esta bacteria es devastadora. De la noche a la mañana, nuestro padre pasó de estar perfectamente a ser “un vegetal” durante casi tres años.

Muchas veces nos hemos preguntado por qué Bexero no ha sido incluido en el calendario de vacunas de niños, adolescentes y ancianos, población con más riesgo de contraer esta terrible enfermedad ya que el gasto en hospitalización y cuidados es elevadísimo.

Bexero, una vacuna con un gran coste

Desde 2015 la vacuna contra la meningitis tipo B se puede adquirir de forma libre en las farmacias pero cada dosis cuesta 106 euros. Dependiendo de la edad son necesarias dos o tres dosis de esta vacuna y, muchas familias deciden no ponerla a sus hijos primero, por el desembolso económico que conlleva y segundo por la remota posibilidad de que sus hijos puedan contraer la enfermedad. Pero el peligro está, aunque sea mínimo, y si se puede evitar muchisimo mejor.

En los últimos días, dos Comunidades Autónomas,  Castilla León y Canarias, han dado un paso hacia delante y la incluirán, basando su decisión en “la gravedad de esta enfermedad junto a las secuelas a las que puede dar lugar”.

Desde el Comité Asesor de Vacunación de la AEP se pide también la inclusión de esta vacuna en los calendarios ya que la bacteria del meningococo causa infecciones muy graves aunque sean poco frecuentes (meningitis y sepsis) y que pueden dejar secuelas gravÍsimas en las personas que la padecen. Uno de cada 10 casos desemboca en fallecimiento.

Nueva pautas de Vacunación Bexero (JULIO 2018)

Edad a la primera dosisInmunización primariaIntervalos entre dosis primariasDosis de recuerdo
Lactantes de 2 a 5 meses de edadaTres dosis de 0,5 ml cada unaNo menos de 1 mesSí, una dosis entre los 12 y 15 meses de edad con un intervalo de al menos 6 meses entre la primovacunación y la dosis de recuerdo b, c
Lactantes de 3 a 5 meses de edad Dos dosis de 0,5 ml cada unaNo menos de 2 meses
Lactantes de 6 a 11 meses de edadDos dosis de 0,5 ml cada unaNo menos de 2 mesesSí, una dosis en el segundo año de vida con un intervalo de al menos 2 meses entre la primovacunación y la dosis de recuerdo c
Niños de 12 a 23 meses de edadDos dosis de 0,5 ml cada unaNo menos de 2 mesesSí, una dosis con un intervalo de 12 a 23 meses entre la primovacunación y la dosis de recuerdo c
Niños de 2 a 10 años de edadDos dosis de 0,5 ml cada unaNo menos de 1 mesNo se ha establecidod
Adolescentes (desde 11 años de edad) y adultos*Dos dosis de 0,5 ml cada unaNo menos de 1 mesNo se ha establecidod

Uno de los argumentos desde el Ministerio de Sanidad es que la “postura de Canarias es una decisión política y no de impacto epidemiológico”. Si, es cierto, pero hay que preguntarse si con el coste que ha supuesto en la sanidad esos casi 150 casos de meningitis B confirmados el año pasado no da para pagar cientos de dosis de Bexero para la población infantil.  

A pesar de estos datos, los pediatras insisten en que lo importante es la peligrosidad de las meningitis. “Es cierto que los casos son pocos. Pero las infecciones meningocócicas son de las más letales en la infancia y la adolescencia y las que provocan más secuelas. Las vacunas contra el meningococo han sido avaladas científicamente y se ha comprobado la eficacia contra esta bacteria.

Un coste no asumible para todas las familias

Se estima que una de cada tres familias no puede o no quiere pagar la dosis de Bexero. A la falta de dinero por parte de muchos padres para asumir el coste de estas vacunas, debemos unir la inseguridad de poner una vacuna que quizás no fuese necesaria por el riesgo que se pueda contraer al ponerla. Pero aunque este sea mínimo, ¿no es mejor asumir un pequeño riesgo que no tener que sufrir las consecuencias devastadoras de la meningitis B?

Cierto es que siempre nos solemos quedar con la información a pinceladas pero es mejor asumir un pequeño riesgo en un momento dado que hipotecar nuestra vida y la de todos los nuestros.

Fuente: El País.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.